Argentina

Era tan diferente cuando estabas tú

Cristina encabezó el acto por el Día de la Militancia en el Estadio Único Diego Armando Maradona de la ciudad de La Plata, a 50 años de que el pueblo lograra que el General Perón regrese del exilio. “La gente tiene que decidir si quiere volver a hacer esa Argentina que alguna vez tuvo”, remarcó.

Desde el miércoles, compañeras y compañeros de todo el país comenzaron a viajar con destino a la provincia de Buenos Aires. Los trenes de la zona, desde las primeras horas del 17, se llenaron de militantes, banderas y canciones con destino a un acto lleno de mística, alegría y esperanza.

Ante 60 mil personas que coparon el Estadio Diego Armando Maradona, Cristina sostuvo: “Que nadie venga a  explicarnos a los peronistas lo que es la libertad y la democracia de poder elegir, de poder opinar, de poder hablar. El voto universal lo pusimos nosotros los peronistas con Evita cuando incorporamos a las mujeres y con Perón cuando incorporamos a los trabajadores a la vida política de la Argentina. Esa es la historia real”.

“Cristina presidenta”, se unificó el estadio en un solo canto.

“Como decía el general: ‘Todo en su medida y armoniosamente”, respondió.

De este modo, repasó los intentos de supresión del justicialismo a lo largo de la historia e indicó: “Siempre el peronismo termina reencarnándose. Y lo que parecía muerto y sepultado, finalmente no lo es. ¿Por qué no prueban alguna vez sentarse a conversar con el peronismo a ver qué modelo de Argentina queremos, si es tan diferente a la de ustedes? Si no quieren que los chicos coman, que vayan a la escuela, que puedan ir a la universidad”.

“Gorila no te va a alcanzar, la nafta no te va a dar, si la tocan a Cristina, qué quilombo se va a armar”: una vez más, una sola voz, la de la militancia en ese diálogo con su conductora.

“¡Qué ocurrencia la nafta no te va a dar! Me encanta. Y no, no les va a dar mientras haya argentinos y argentinas que quieran vivir en paz y con dignidad. No es un problema de Cristina, es un problema de los argentinos que se han acostumbrado a comer cuatro veces por día y a pensar que sus hijos pueden tener un destino diferente. Si la cuna les salió mal y es pobre, que pueden tener un destino diferente y progresar, eso es el peronismo. No estar condenado por la cuna, haber podido nacer en una familia trabajadora y llegar a presidente de la República, eso es la movilidad social y el peronismo”, destacó.

Es así como recordó: “Aquí en el estadio único de La Plata, allá por diciembre, noviembre del 2020 dije que no tenía dudas de que íbamos a crecer mucho pero, que era necesario alinear precios, salarios, tarifas, para que ese crecimiento no se lo llevaran cuatro vivos. No es para reprocharle nada a nadie, simplemente para entender que cuando alguien ha dedicado toda su vida a la militancia pero, además, tuvo el inmenso honor de ser dos veces presidenta de la República y, además, acompañar durante toda la gestión como gobernador a un gobernador como Néstor y a un Presidente como él, cuando decimos las cosas, no es por terquedad, no es por capricho. Es simplemente ayudar a que las cosas se hagan mejor, que de eso se trata. Y se pueden  hacer mejor”.

“En homenaje a todos los desencuentros que hemos tenido los argentinos a lo largo de más de 50 años. En homenaje a los que de uno u otro lado ya no están; por favor, convirtamos el 17 de noviembre en el día del militante por la Argentina. La Argentina necesita militantes, de ningún partido político sino de la Argentina, de su pueblo, de sus trabajadores, de sus científicos, de sus intelectuales”, propuso entre aplausos.

Para finalizar enfatizando que: “Hubo un tiempo en que lo hicimos. No era tan lejano, nuestro espacio político pudo cumplir tres periodos consecutivos de gobierno donde dejamos a la Argentina, y no lo digo yo, lo dijeron los funcionarios del gobierno que nos siguió, con un nivel de endeudamiento bajo, con el mejor salario en dólares de toda Latinoamérica, con el mejor ingreso previsional y cobertura previsional de toda América Latina, con 5 millones de pibes que recibían las computadoras, con millones de viejos y viejas que pudieron jubilarse porque no les habían hecho aportes, con científicos que volvían al país, con una Argentina que lanzaba satélites al aire”.

“Podemos volver a hacer esa Argentina porque ya la hicimos. La gente tiene que decidir si quiere volver a hacer esa Argentina que alguna vez tuvo”, concluyó.

La militancia, así como garantizó que volviera el General hace 50 años, dejará todo de sol a sol para que, de la mano de Cristina, vuelva la esperanza y la alegría al pueblo argentino.

 

Ciudad de Buenos Aires
Te fuiste el mismo día que Hebe, seguro agarrada de su mano. Compañera imprescindible, de la escucha atenta y amorosa. De las que ponían el cuerpo en cada consejería, olla, jornada solidaria y movilización. De convicción fuerte: no hay justicia social sin amor, no hay amor si no hay deseo.