Militancia

Que la deuda la paguen los que la fugaron

Los barrios a lo largo y ancho de nuestra Patria amanecieron con pintadas e intervenciones en apoyo a los proyectos de ley del Frente de Todos, que buscan que quienes tienen dinero o bienes en el exterior que se fugaron y no fueron declarados realicen un aporte extraordinario de emergencia para poder cancelar la deuda con el FMI.

En la actualidad, hay 417.507 millones de dólares de argentinas y argentinos tanto en el exterior como fuera del sistema financiero de nuestro país. De ellos, sólo se encuentran declarados ante la AFIP 69.000 millones de dólares, según se desprende del impuesto sobre los bienes personales del 2020.

Es decir, nos falta el aporte por casi 350 mil millones de dólares en la mesa de cada argentino y argentina que, de no aprobarse esta iniciativa, debería, con su esfuerzo, cancelar la deuda tomada por el gobierno de Mauricio Macri en 2018. 

Por esto, el bloque de senadores y senadoras del Frente de Todos presentó dos iniciativas para recuperar el dinero fugado. 

La primera, levantar el secreto bancario de la Ley de Entidades Financieras, impuesta en la última dictadura cívico militar, ampliando la facultad de la comisión Bicameral de Deuda del Congreso que podrá, de este modo, saber cuántas personas o entidades son y cuánta plata fugaron.

La segunda, crear un impuesto a esos fondos fugados para poder cobrar y así pagarle al Fondo Monetario Internacional. En el proyecto se indica que aquellos que hayan fugado capitales deberán aportar el 20% en dólares de sus bienes no declarados, aumentando ese monto al 35% en los casos de quienes luego de seis meses de promulgada la ley todavía no hayan realizado su contribución. 

Asimismo, se establece la figura del colaborador: quienes faciliten información para encontrar bienes no declarados recibirán un 30% de lo que se obtenga por esos datos. 

Cabe destacar que la medida sólo alcanza a quienes tengan bienes en el exterior y estén evadiendo impuestos o lavando dinero. No es un nuevo impuesto. No afecta a la mayoría del pueblo trabajador. Es una medida justa y redistributiva que hará que tributen sólo quienes se beneficiaron con el préstamo del FMI que no fue a escuelas, hospitales ni rutas, aquellos que fugaron divisas de nuestro país y no las declararon. 

La ecuación es clara: la deuda la pagamos todos los argentinos y argentinas con nuestro esfuerzo o la pagan los que la fugaron. La banda de mi calle ya eligió.

Portada
Durante esta primera mitad de año, las compañeras y compañeros del Frente Secundarios de la Provincia de Buenos Aires sostuvieron encuentros para consolidar propuestas concretas dentro del movimiento estudiantil.
Opinión
La situación de Milagro Sala en Jujuy es una de las mayores preocupaciones en materia de derechos humanos en la Argentina. Su estado de salud y el hecho de que su vida esté en riesgo tienen que ser un punto de inflexión. Urge frenar este hostigamiento por parte del poder político y judicial de la provincia.