Buenos Aires

Una nueva Unidad Básica vandalizada

“La libertad avanza. Tiemblen, hijos de puta”, escribieron con aerosol en la Unidad Básica “Hugo Gaitán” de San Miguel, provincia de Buenos Aires, quienes profesan el odio y el individualismo aún en este momento tan difí­cil que nos toca atravesar.

Repudiamos enérgicamente estos comportamientos de una minorí­a reaccionaria y “anticuarentenaˮ que supone a la libertad como el avasallamiento de unos contra otros; contrarios a la sensibilidad y la empatí­a imprescindibles en estos tiempos.

Nuestras unidades básicas a lo largo y ancho del paí­s son la sede donde compañeros y compañeras que están intentando paliar los efectos de la crisis socio económica que estamos atravesando organizan ollas populares, reparten bolsones de mercaderí­a o asesoran integralmente a vecinos y vecinas, entre otras acciones.

Es por ello que no nos sorprende que sean atacadas por quienes restan valor a la salud y la vida de las otras personas, poniendo por encima sus libertades individuales.

Sabemos, sin embargo, que la enorme mayorí­a de la población comprende que este es un momento para fortalecer los lazos solidarios en pos de lograr atravesar este duro momento y volver a poner a la Argentina de pie.

A los profetas del odio les decimos que todas las victorias se han construido desde la piedra fundamental del amor, el mayor legado que tenemos y honramos.

No lo entenderí­an pero nunca es tarde.

El amor como camino de todos los caminos.

 

 

Buenos Aires
Las paredes bonaerenses amanecieron pintadas con los nombres de los dos primeros precandidatos a diputado y diputada nacional por el distrito: Victoria Tolosa Paz y Daniel Gollan. Horas más tarde, en Escobar, la lista de la Provincia y la Ciudad de Buenos Aires fue lanzada oficialmente por el presidente y la vice, Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner, el gobernador Axel Kicillof y quien preside la Cámara Baja, Sergio Tomás Massa.
Polí­tica
La Justicia confirmó lo que ya sabíamos: el Programa Qunita no tuvo sobreprecios ni hubo un direccionamiento en su licitación, los elementos del kit eran seguros y, lo más importante, evitaba la muerte de las y los bebés más humildes de nuestra Patria, garantizando un comienzo de vida equitativo. El perjuicio fue hacia las miles de familias que durante estos años estuvieron privadas de recibirlo por decisión del macrismo y del conglomerado mediático judicial cómplice.