Polí­tica

Reflexiones 27 de abril de 2003

En 2003 la vida era distinta. Y no por los cambios que trajo la pandemia. Algunos, algunas o mejor dicho, muchxs tení­amos menos derechos.

Por Franco Metaza

Habí­a ciudadanos y ciudadanas que podí­an casarse y formar una familia, y habí­a otrxs que no.

Pero ese 27 de abril, con apenas el 22% de los votos y un balotaje que no pudo ser, se dio el puntapié inicial de un partido que í­bamos a ganar todos, todas y todes. El establishment que habí­a dejado la Argentina en ruinas, apostó todo y perdió.

No lo vieron venir. Vino con los vientos del sur. Llegó Néstor y empezó la Argentina de los sueños. Y hoy ya no hay ciudadanos de primera y ciudadanos de segunda. Salimos del closet de los derechos cí­vicos segmentados.

Hoy todxs podemos compartir los mismos derechos y el mismo amor. Gracias al proyecto polí­tico nacional que puso su piedra fundamental ese 27 de abril de 2003, hoy somos un poco más iguales que aquel dí­a.

 

Buenos Aires
Las paredes bonaerenses amanecieron pintadas con los nombres de los dos primeros precandidatos a diputado y diputada nacional por el distrito: Victoria Tolosa Paz y Daniel Gollan. Horas más tarde, en Escobar, la lista de la Provincia y la Ciudad de Buenos Aires fue lanzada oficialmente por el presidente y la vice, Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner, el gobernador Axel Kicillof y quien preside la Cámara Baja, Sergio Tomás Massa.
Polí­tica
La Justicia confirmó lo que ya sabíamos: el Programa Qunita no tuvo sobreprecios ni hubo un direccionamiento en su licitación, los elementos del kit eran seguros y, lo más importante, evitaba la muerte de las y los bebés más humildes de nuestra Patria, garantizando un comienzo de vida equitativo. El perjuicio fue hacia las miles de familias que durante estos años estuvieron privadas de recibirlo por decisión del macrismo y del conglomerado mediático judicial cómplice.