Sociedad

Una ley para no retroceder en los derechos de las mujeres

Se presentó un proyecto de ley para que se restituyan las moratorias previsionales que el gobierno de Mauricio Macri ha decidido no continuar, a partir de la iniciativa de la diputada nacional Luana Volnovich.

De este modo, se busca que todos los trabajadores y, fundamentalmente, las trabajadoras que lleguen a la edad de jubilarse, puedan hacerlo a través de las moratorias previsionales en caso de no contar con los aportes suficientes. Como alternativa para quienes no llegan a acreditar los años de aportes, el gobierno ofrece las Pensiones Universales para Adultos Mayores (PUAM). Las mismas, garantizan sólo el 80% de una jubilación mínima, son para mayores de 65 años (elevando, por ende, para las mujeres 5 años la edad para su percibimiento), no son heredables por el/la cónyuge y son incompatibles con el cobro de cualquier tipo de ingreso laboral; además de otros requisitos que imponen barreras en el acceso.

En la ley denominada Plan de Inclusión Previsional Argentino se detalla que “El 23 de julio del corriente año culmina la posibilidad de ingresar a la moratoria  previsional vigente para las mujeres que tengan cumplidos a esa fecha entre 60 y 65 años. Los varones perdieron ese derecho hace ya dos años, en 2017. Esto significa que las mujeres que no tengan los 30 años de aportes requeridos por la ley 24.241 no podrán acceder a la jubilación”.

Durante su presentación, Luana Volnovich destacó que “Es un proyecto que no debería existir. Es un proyecto que viene a restituir las moratorias previsionales que el gobierno nacional ha decido sacar”.

En el mismo sentido, la diputada nacional de Unidad Ciudadana Vanesa Siley subrayó que en paralelo a la presentación del proyecto de ley, que cuenta con firmas de diputados y diputadas de la oposición al macrimo, se da comienzo a una estrategia colectiva que buscará “Que no haya una jubilada menos. Y decimos jubilada y decimos mujeres porque el 86% de jubilaciones bajo el sistema de moratoria fueron mujeres. Por esos trabajos no reconocidos en los hogares. Por esas tareas no reconocidas y por ese enorme trabajo no registrado que hacemos las mujeres”.

De este modo, el texto de la norma fundamenta que “Este proyecto defiende el acceso a la seguridad social como un derecho humano para todos y todas, a la vez que reconoce las tareas del hogar como trabajo, dando a su vez respuesta a una realidad insoslayable: el trabajo informal afecta muchísimo más a las mujeres que a los varones, de hecho solo el 14% de las mujeres logran jubilarse en tiempo y forma con los aportes completos según datos de las estadísticas de seguridad social dependientes del Ministerio de Salud y Desarrollo Social de la Nación al tercer trimestre de 2018. Y hoy en la Argentina hay 2 millones y medio de mujeres que con este gobierno no podrán jubilarse”. Al tiempo que amplía que de aporbarse la ley “Se permitirá la inclusión previsional de más de 336 mil personas por año, que al momento y en el plazo de referencia lograrían la edad para jubilarse, pero que no cuentan con los requisitos de aportes exigidos. Asimismo, la política permite achicar la brecha en la desigualdad de género, puesto que el 86% de los beneficiarios que acceden a una jubilación por moratoria serían mujeres”.

Se torna imprescindible volver a tener en la Casa Rosada un gobierno que garantice a los adultos y adultas mayores el derecho a una vejez digna, luego de toda una vida dedicada a engrandecer nuestra Patria.

Política
La Cámara de Diputados de la Nación dio media sanción a la Ley de Alquileres y a la Ley de Góndolas. La primera pretende asegurar una relación más justa entre los nueve millones de inquilinos y sus propietarios. La segunda, garantizar la oferta de productos nacionales, impedir el monopolio y promover un comercio más justo. También, entre otras, se aprobaron la Ley de Talles en busca del respeto por la diversidad corporal y una batería de leyes en materia de género.
Diversia
La compañera de Diversia Quilmes @camilitando fue seleccionada a principios de este año por el movimiento político y social “Ella Decide”, por su militancia, su construcción barrial y la articulación en derechos de la comunidad travesti-trans, como el acceso a la salud, al trabajo formal, a los cambios registrales y, también, por el armado de la Marcha del Orgullo Diverso y Disidente de Quilmes, que se originó en el 2015 como un reclamo a nuestrxs dirigentes políticos.