Buenos Aires

Conurbano bonaerense: vórtice de la crisis

En Bernal Oeste, Quilmes, cerró la fábrica metalúrgica Eitar dejando en la calle a 240 trabajadoras y trabajadoras. La gran mayoría, mujeres jefas de hogar.

En el conurbano bonaerense se continúan visibilizando con crudeza las consecuencias de la crisis socioeconómica desencadenada por el gobierno de Mauricio Macri y María Eugenia Vidal.

Los dueños de la empresa metalúrgica Eitar presentaron la quiebra luego de que la AFIP embargara sus cuentas, a raiz de una deuda millonaria contraída con el organismo público como consecuencia de la caída de las ventas. Sus empleados denuncian que el jueves pasado durante la noche los dueños se llevaron las computadoras y vaciaron las oficinas administrativas, sustrayendo la totalidad de los balances y registros contables.

Desde ese momento, los trabajadores tomaron las instalaciones como estrategia para resguardar las maquinarias en pos de intentar conformar una cooperativa de trabajo, para lo cual ya iniciaron las acciones judiciales correspondientes.

En declaraciones periodísticas a C5N, Marcelo Delgado, delegado de Eitar, denunció que “En el 2015 estábamos en plena producción en tres turnos. Éramos más de 300 compañeros, inclusive trabajando sábado y domingo. Al cambiar el gobierno, a partir de la esta política, en el 2016 empezamos a tener una caída impresionante en las ventas. La apertura de las importaciones nos mató, nos fulminó”.

Asimismo, los trabajadores indicaron que esta situación no sólo afecta a esas 240 familias, sino que hay que sumar al menos 10 fábricas más chicas, que también dependen de Eitar.

En el mismo sentido, una de las trabajadoras sostuvo que de los 240 despedidos, 160 son mujeres sostén de familia y subrayó : “Hace una semana nos dejaron en la calle sin un peso, somos madres de familia. Hay compañeras de hasta 40 años de trabajo en la fábrica, toda una vida”. Al tiempo que remarcó que “Hay compañeras embarazadas. Nos deben los aguinaldos, las vacaciones. No nos indemnizaron. Necesitamos de un Estado presente”.

La planta industrial diseña y fabrica desde hace 60 años elementos de seguridad para artefactos a gas, tales como válvulas de cocinas, estufas y termotanques; proveyendo a empresas de primeras marcas como Orbis y Longvie.

Según datos de Adimra, asociación que agrupa a las industrias metalúrgicas, en el primer trimestre de este año el 50% de las metalúrgicas redujeron su plantilla de personal. Del mismo modo, las últimas cifras difundidas por el INDEC revela que la utilización de la capacidad industrial del sector está en funcionando al 43%.

Es fundamental volver a defender la industria nacional, para así retomar la senda del consumo y el crecimiento con inclusión social. Una senda donde se defienda el trabajo, el salario, el mercado interno y la producción.

Portada
Yendo a su eslogan de institución podemos decir que Cambiemos se ha enfocado en hacer creer que su base es que el compromiso del Estado debe ser fuerte y que proporcione las bases seguras sobre las que crezcan los negocios, el comercio y la vida familiar. Pero que a su vez restringe el ámbito de acción del Estado.
Buenos Aires
Cambiemos nos tiene acostumbradxs a estos montajes en torno a supuestas relaciones cotidianas con lxs argentinos y argentinas entre cámaras y dádivas caritativas, migajas que son respuestas individuales a problemáticas estructurales.