Ciudad de Buenos Aires

Cierre de grados en CABA: El modelo de la exclusión

Desde el año 2003, millones de argentinos son testigos de las medidas de inclusión social del Gobierno Nacional que lleva como pilar fundamental la implementación de políticas públicas a favor de la mayoría.

Para muestra basta un botón.

En Argentina alcanzó en 2011 el presupuesto más alto de su historia y asignó el 6,47% de su PBI al presupuesto educativo. Además incorporó a casi 4 millones de chicos que reciben la AUH y a los miles de jóvenes que se inscribieron en las 9 universidades nuevas y más de 1300 escuelas construidas a lo largo y ancho del país.

Sin embargo, una vez más, el país crece mientras la Ciudad de Buenos Aires se achica.

Quien viva en dicho distrito y crea estar en verano, se equivoca; pues el tercer distrito más rico del país a esta altura del año, ya registra un nuevo invierno a cuestas.

Así como en marzo empiezan a caer las primeras hojas secas, miles de chicos inician el año lectivo viendo caer sus aulas escolares.

El 2012 arrancó con una nueva embestida del gobierno PRO contra la educación pública. Parece no haber bastado con el abandono estructural de las instituciones educativas, la disminución presupuestaria, las incumplidas refacciones, la discriminación a los alumnos “no-porteños” o la disolución de las Juntas Docentes. No, esta vez el macrismo decide “profundizar el modelo”. El de exclusión, claro está.

Como aquella vez en la que suspiraron, mansa y despreocupadamente, que la educación pública podría desaparecer y con ese gasto se podría invertir en una buena educación privada. Si bien llegaron las disculpas pertinentes, lo cierto es que la realidad política habla por sí sola.

Habla en las calles y en las aulas, no en las páginas de los monopolios que intentan esconder bajo la alfombra lo que más temprano que tarde cae por su propio peso: el año lectivo inicia con 221 grados menos, y el motivo parece ser la falta de matrícula y la despoblación en las aulas de las escuelas públicas del distrito.

La Dirección General de Educación Estatal firmó una disposición que cierra grados en escuelas primarias de los Distritos Escolares 2º, 3º, 6º, 7º, 8º, 9º, 10º, 12º, 15º y 18º; 53 cursos en escuelas Medias y 25 cursos en Escuelas Técnicas.

La aparente intención del Gobierno Porteño dice ser combinar los cursos con baja matrícula, para así cubrir el nivel proporcional de cupo por aula, que se refiere a la cantidad de 25/30 alumnos.

Sin embargo, los docentes que encabezan el reclamo con la instalación de una Carpa Blanca en la puerta de la Legislatura Porteña, pueden enunciar casos en los que los cupos de las aulas, tal como se plantea, serían de 54 alumnos. Tal es el caso de la Escuela Nº: 8, lo cual representa un deterioro de la calidad educativa y de la situación del docente al frente del curso, que no puede cubrir a esa demanda.

Frente a ello, esto implica que cientos de docentes estén sobrecargados, otros cientos en situación de desempleo, y los alumnos sin escuela.

Asimismo, la situación se demuestra como sinónimo de exclusión por parte de un Estado que, lejos de garantizar equidad, accesibilidad, educación y bienestar, condena a los más vulnerados considerándolos un estorbo.

A días del comienzo del ciclo lectivo, esta es la realidad que se presenta y que día a día enfrentan cientos de docentes y alumnos. La del modelo de la exclusión.

Chaco

El domingo 15 de octubre, en el marco del 32° Encuentro Nacional de las Mujeres, más de dos mil militantes de todo el país participaron de la Plaza de Mujeres Kirchneristas y se encolumnaron en la masiva Marcha General en Chaco.

IMG-20171015-WA0073
Chaco

El último sábado en Chaco se realizó el Plenario del Frente de Mujeres de La Cámpora con la participación de más de 800 compañeras de Río Negro, San Juan, Córdoba, Santa Fe, Corrientes, Misiones, Formosa, Santiago del Estero, Tucumán, Catamarca, Provincia de Buenos Aires y Capital Federal.

prensa