Ciudad de Buenos Aires

El Gobierno del miedo

Luego de la masiva movilización a la Plaza de Mayo el viernes 1 de septiembre por el mes de la desaparición de Santiago Maldonado, y la posterior represión de la Policía de la Ciudad en la zona, el bloque del Frente para la Victoria (FpV) porteño presentó en la mesa de entradas de la Legislatura cuatro pedidos de informes y una resolución, para que el gobierno de Horacio Rodríguez Larreta le brinde explicaciones al cuerpo legislativo, a los porteños y a todo el pueblo argentino.

poliCABA

Pero el oficialismo, durante la sesión ordinaria del jueves 7 de septiembre, no sólo rechazó todas las iniciativas, sino que se dio el lujo de aprobar una propia para repudiar “los hechos de violencia” ocurridos en las inmediaciones de la plaza y aparte mostrarse preocupados por el caso Maldonado, por primera vez, a más de un mes después de la desaparición del artesano, en sintonía con la última gran puesta en escena que montaron frente a las cámaras los principales funcionarios de la Casa Rosada, al verse acorralados por los hechos y las evidencias.

La diputada Paula Penacca fue muy clara: “Nos están negando a los legisladores la posibilidad de ejercer una de nuestras funciones, que es controlar a las fuerzas de seguridad”. Subrayó que la desmedida represión policial forma parte de una lógica con la que “vienen incumpliendo la ley de Seguridad Pública que votamos en esta legislatura”, aparte de infundir miedo y de ese modo disciplinar el descontento popular.

La diputada le recordó a sus colegas que el FpV había anunciado, en la sesión de la semana anterior, que estaba latente una cacería policial, ya que desde su espacio se había denunciado que el poder ejecutivo local había hecho circular una orden interna hacia el interior de la policía porteña, escrito con un lenguaje que remitía a la Doctrina de Seguridad Nacional de los años 70, acerca de una creciente ola de de violencia política, y que instaba a los agentes a ponerse en un estado de alerta permanente. El mismo discurso que Macri, Peña, Bullrich y otros funcionarios están instalando en la opinión pública con el invalorable aporte de las grandes empresas de medios.

Fue el jefe del bloque del FpV, Carlos Tomada, quien se refirió al tema. “Han dicho sobre Santiago Maldonado cuanta bajeza se les ha ocurrido, en una reedición indignante del ‘algo habrán hecho’ que padecimos en la Argentina. La perversión de convertir a la víctima en victimario forma parte del abc del modus operandi que complementa la decisión política de reprimir la protesta social”. Señaló que “no se entiende cómo todavía no hay una respuesta de parte del Gobierno nacional con respecto al tema”. En el cierre, fue claro y contundente: “Exigimos al Estado Argentino que encuentre con vida a Maldonado, que no encubra a los responsables y que se asuma toda la responsabilidad política que corresponde”.

Un rato antes el PRO había chicaneado al FpV por no acompañar su pedido de repudiar la violencia. “No vamos a permitir que el cinismo sea la moneda corriente de esta sesión”, dijo Penacca. Y con un tono de voz elevado, y firme, a pesar de la indignación que le sacudía el cuerpo, les dijo que “en función de los hechos y no las palabras”, la realidad indica que “una ministra encubre a los posibles responsables de la desaparición de un ciudadano argentino, durante un mes” y que recién ahora comienza a insinuar que podría haber sido la Gendarmería solo porque “los tapa el agua”.

Le dijo al oficialismo que no podían hablar de república e instucionalidad, luego de “la oscura operación que realizaron hace quince días en el Consejo de la Magistratura de la Nación, les advirtió que “no se puede mentir para siempre” y apuntó que “hasta que Santiago Maldonado no aparezca, la sociedad argentina no va a creerles más nada”. El aplauso cerrado de toda la oposición ganó el recinto apenas cerró su intervención: “No pueden ser el Gobierno del miedo, porque ese miedo es el peor enemigo de la democracia”.

Las iniciativas del FpV se presentaron luego de de la multitudinaria y plural manifestación popular que encabezaron decenas de miles de personas por el mes sin respuestas sobre la desaparición del artesano, y que Vamos Juntos rechazó una tras otra, incluyeron una declaración de repudio y preocupación por la violencia ejercida por las fuerzas de seguridad, en especial contra los reporteros gráficos, un proyecto de resolución para citar al ministro de Seguridad y Justicia porteño, Martín Ocampo, para que le informe las acciones implementadas por la Policía de la Ciudad, una declaración de beneplácito por la enorme y pacífica movilización ciudadana que exige a gritos una respuesta sobre Maldonado y otra para declarar la preocupación del cuerpo de legisladores ante el silencio del Presidente de la Nación y el contraste que significó el compromiso del entonces jefe de Estado Néstor Krichner cuando desapareció Julio López (ambos del legislador Javier Andrade), y una última para repudiar los dichos del operador comunicacional Aldredo Leuco, que azuzó a sus televidentes con peligrosísimas declaraciones que ponen en peligro la paz social.

Medios

En el marco del silenciamiento de voces disidentes con el oficialismo, se dio a conocer la desvinculación del periodista Víctor Hugo Morales de C5N, a pesar de sus altos niveles de audiencia.

vhm