Buenos Aires

Hay cosas que no se borran ni se olvidan

En medio de dos fechas tan importantes y tristes para los argentinos como lo son el 24 de marzo y el 2 de abril, el intendente de Dolores, Camilo Etchevarren (Cambiemos), mandó a sus empleados municipales a borrar los pañuelos blancos de la plaza Castelli de dicha ciudad, símbolo de lucha, templanza y amor para todos los argentinos.

IMG-20170331-WA0028

En un hecho lamentable, ruin e injustificado, el intendente se ubicó en la misma línea negacionista que el presidente Mauricio Macri y muchos de sus funcionarios han querido instalar desde el inicio de su gobierno, intentando relativizar los crímenes del terrorismo de Estado.

El material utilizado para corroer las pinturas de los pañuelos sobre las baldosas (un ácido que además está prohibido para ser utilizado en espacios públicos), no pudo borrarlos, porque hay cosas que no se borran ni se olvidan.

Ciudad de Buenos Aires

En medio del receso legislativo y de espaldas a los porteños y porteñas, el Gobierno de la Ciudad decidió eliminar la protección cautelar del Hospital Muñiz, allanando el camino para avanzar con el proyecto del Complejo Hospitalario Sur.

36530582_914093872110571_7796093295599288320_n
Buenos Aires

En Lomas de Zamora existe desde hace años una comunidad de cartoneros y cartoneras que comenzaron con la actividad como alternativa a una situación económica adversa, allá por el 2001 cuando el gobierno de la Alianza compuesto por funcionarios que hoy nuevamente ocupan cargos nacionales, dejaban al país inmerso en una profunda crisis económica y más de 30 muertos en las calles de la Argentina.

Daniela Vilar, concejala y responsable política de La Cámpora en Lomas de Zamora, junto a recuperadores/as urbanos protagonistas de la nueva ordenanza municipal.